Spacer

 

Google Translate

IPEN

A Toxics-Free Future

Taller Ecologista Gacetilla de Prensa- La justicia ordenó al Estado controlar agrotóxicos en frutas y verduras

Después de casi seis años de iniciado el proceso, la justicia provincial falló en favor de la seguridad alimentaria y la salud de la población, obligando al gobierno provincial y a la municipalidad de Rosario a realizar controles semanales en frutas y verduras, como a mantener informada a la población a través de un portal web. El caso fue llevado adelante por el abogado ambientalista Enrique Augusto Zárate y es acompañado por la ONG Taller Ecologista.

Lo que desde un principio se está pidiendo y que ahora se exige con firmeza, es hasta de sentido común: que el Estado en sus diferentes niveles, haga efectivos los controles sobre frutas, hortalizas y verduras para garantizar que la ciudadanía no ingiera tóxicos y agrotóxicos en particular, estando sobradamente probados los riesgos para la salud.

“El proceso comenzó en 2013 con un pedido de información ambiental, hicimos un rastreo para ver si los controles de agrotóxicos presentes en verduras y frutas se estaban realizando. Tuvimos varias instancias, tanto la provincia como la municipalidad respondieron que los hacían pero nunca agregaron los resultados al expediente. En consecuencia, por nuestra cuenta llevamos a cabo un rastreo, muestreo y análisis, detectando la presencia de agroquímicos, algunos de marcada peligrosidad como el clorpirifos”, señaló el abogado ambientalista Enrique Augusto Zárate, satisfecho por el reciente fallo.

“Muchos productos han triplicado el nivel de tóxicos permitidos. Algunos de estos tóxicos son disruptores endocrinos, otros mutagénicos, quiere decir que las células mutan al dañarse el ADN, y puede ser el comienzo de un cáncer. Es necesario que sepamos lo que estamos comiendo, y que saquemos los agrotóxicos de la comida”, agregó. 

La resolución, de base judicial y de acción administrativa, obliga a ambas reparticiones (provincial y municipal) a realizar controles en los mercados de concentración y de productores, así como a informar a la ciudadanía a través de un portal web, los resultados hallados. “Es un paso importantísimo. Es necesario que la población esté informada sobre la calidad de los alimentos que consume y que exija que se hagan los controles”, manifestó Zárate.

Esta resolución fue posible por el fallo Nº 1096, de la Dra. Jueza Verónica Gotlieb, acompañada por el Dr. Secretario Lucas Menossi del Juzgado de distrito en lo civil y comercial de la 13º Nominación de Rosario, sobre el Recurso de Amparo presentado por el Dr. Zárate y emitido el 2 de octubre de 2019.

El abogado ambiental también presentó en 2016 un amparo ambiental en la justicia federal, contra el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) porque no ejercía el debido control de higiene y salubridad de los alimentos, en particular, lo referente a la presencia de agrotóxicos. El juzgado federal dio lugar al amparo en 2018 y ordenó que el SENASA, por su competencia, realice inspecciones en frutas, verduras y hortalizas que correspondan al tráfico federal y se comercialicen en la ciudad de Rosario en los Mercados de Concentración de Fisherton y el de Productores.

Sobre plaguicidas hallados en frutas y verduras

Los resultados de los análisis solicitados en 2017 en frutas y verduras, mostraron la presencia de variados agrotóxicos, como cipermetrina, clorpirifos, dimetoato, entre otros. “Algunos son plaguicidas altamente peligrosos según la propia identificación de la Organización Mundial de la Salud, siendo altamente tóxicos para las abejas, para los organismos acuáticos”, afirmó Cecilia Bianco, coordinadora del área Tóxicos de Taller Ecologista. Y agregó, “en relación al clorpirifos, su uso está prohibido en California (Estados Unidos) y a partir de enero de 2020 lo harán los países de la Unión Europea, por afectar el desarrollo del cerebro, estar vinculado al autismo, déficit de atención, y disminución del coeficiente intelectual”.

¿Cómo se implementará?

La Resolución establece que la Agencia Santafesina de Seguridad Alimentaria (Assal) semanalmente deberá recabar los datos de frutas y verduras (4 muestras semanales de 4 productos, y un mínimo de 104 en el semestre), en los mercados de concentración y de productores de las ciudades de Santa Fe y Rosario. Se contará con el asesoramiento de la facultad de Química de Santa Fe, con amplia experiencia en el tema. También ordena a crear un sitio web para ofrecer toda esta información pública a la ciudadanía, derecho vulnerado hasta el día de hoy.

El acto administrativo (convenio) que el gobierno deberá poner en marcha, fue firmado por la entonces ministra de Salud (Andrea Uboldi), y establece un protocolo para realizar las muestras. También especifica que si no hubiese buena trazabilidad (documentación de toda la vida del producto) las sanciones corresponderán al tenedor, o sea a quien esté vendiendo las frutas y verduras.

Contactos:

Dr. Enrique Augusto Zárate: 341 - 15307-0797
Cecilia Bianco (Taller Ecologista): 341 - 15662-6962